Personal

Lo que pasó en agosto y septiembre

El mes de agosto se caracteriza por una palabra clave: vacaciones. Mis padres llegaron el 3 y nos fuimos a pasar una semana a la playa de La Baule, visitando algunos sitios alrededor y disfrutando del buen tiempo y de las tormentas por igual. Nos quedamos en una casa gracias a un intercambio que hicieron mis padres. La propietaria y sus amigos son muy simpáticos y hemos hecho buenas migas, a pesar de la diferencia de edad 😉 Nos invitaron a su casa a tomar el aperitivo y nos llevamos muy bien. Es genial cuando este tipo de experiencias te ofrece conocer gente buena.

Con el gato de mi amiga Léa.

Después, antes de que mis padres se volvieran a España, fui con ellos a ver a mis amigos del Lot, a unas 6 horas en coche de mi casa. Son una familia encantadora que conocí cuando estuve trabajando de auxiliar de conversación. Algunos vinieron a nuestra boda pero Corinne no pudo porque la acababan de operar y quisimos verla (¡sobre todo porque no sabemos cuándo será la próxima vez!). Fue una visita de lo más rápida, dos días después ya estaba en la estación de Burdeos cogiendo el tren de vuelta a casa.

Mi autoregalo de cumpleaños (tardío) del Puy du Fou

Apenas tuve tiempo de descansar que ya tenía que empezar a empaquetar nuestras posesiones para ver qué queremos quedarnos, qué vender y qué dejar en el piso durante nuestro viaje. Teníamos la intención de hacer un rastro en septiembre para vender lo máximo posible. Tras dos días llenando cajas, hice la maleta para ir al Puy du Fou, del que os hablaré dentro de muy poco (tengo mucho que contaros), que fue el regalo por mis 30 años. Me gustó mucho, aunque tengo varias críticas que hacer… lo dejo para el artículo que estoy redactando.

En septiembre hemos tenido todos los fines de semana ocuapados. Primero pasamos una semana en Sevilla aprovechando para ver a la familia y los amigos. Mi familia de Córdoba nos hizo una fiesta por nuestra boda y nos lo pasamos genial. Fue un domingo intenso viendo a gente desde por la mañana hasta la noche. El resto de la semana la aprovechamos para ver a los amigos en Sevilla y descansar un poco.

A la vuelta hicimos el rastro y el tiempo no acompañó demasiado, así que no vendimos todo lo que llevábamos. Aún así nos quitamos muchas cosas de encima. Seguí haciendo cajas, lavamos mucha ropa de verano y la clasificamos en ropa para quedarnos o para dar. ¡El armario se va vaciando poco a poco! No os podéis ni imaginar la satisfacciòn que da saber que cada vez nos queda menos.

Hablando de eso, ya me he terminado la guìa de viaje del Sudeste asiático entera. He ido apuntando como buena alumna todas las cosas importantes como transporte y coste, pero sobre todo lo que me apetecería ver si podemos. Aún nos queda un poco de tiempo para ultimar ciertos detalles y además contamos con improvisar gran parte del viaje para llevarnos cuantas más sorpresas, mejor 🙂

También pasé un fin de semana en París que me dejó completamente K.O. ¡Quién me mandará a mí apuntarme a tanta cosa! No pude evitarlo y quise acompañar a mis primas en su visita a París y Disneyland. ¡Llevaba 10 años sin ir al parque! Pasamos dos días geniales pero agotadores. Me llevé una muleta para no forzar demasiado mi pie… aun sabiendo que probablemente no sirviera de mucho. Me lo pasé genial montándome en mis atracciones favoritas y echamos un muy buen rato juntas, a pesar de los imprevistos!

Y el mes lo terminamos con una boda de amigos que nos encantó y mi francés pudo despedirse de nuestros amigos españoles, ya que él no volverá a ir a España hasta después de nuestro viaje. Estos momentos de convivialidad con familia y amigos es lo que más echaremos de menos cuando estemos lejos.

La imagen puede contener: 9 personas, personas sonriendo, personas sentadas, tabla, bebida e interior

¡Y parece mentira que ya estemos en octubre! Tengo muchas ganas de irme de viaje pero el tic-tac del reloj me está poniendo de lo más nerviosa… ya nos hemos puesto todas las vacunas, un presupuesto de lo más interesante… estoy terminando con los chequeos de médicos pero no hay un día en que tachemos algo de la lista que no haya que añadir otra cosa. Cuando hayamos terminado todo os detallaré el proceso.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s