Viajes

Consejos para bañarse en un onsen (baño termal japonés)

Si os gustan los balnearios y baños termales, entonces en Japón os encantará probar la experiencia tan auténtica que es ir a un onsen (温泉). Técnicamente un onsen es un baño termal natural de agua caliente procedente de la tierra, y el término se aplica también a las instalaciones donde disfrutar de tal agua. Japón es un país volcánico y por eso se pueden encontrar fuentes cálidas en casi todo su territorio, aunque además existen onsen artificiales en los que se usa una caldera.

Osawa Onsen Sansuikaku

Lo más característico es que son baños públicos en el sentido de que no te bañas solo en tu cubículo, sino que compartes la bañera con desconocidos. Lo más normal es que estén separados por sexo, ya que te bañas completamente desnudo. Aunque al parecer hay excepciones donde se permiten bañadores y hay baños mixtos, ya os digo que NO es lo normal. En un onsen te bañas desnudo y con gente de tu mismo sexo.

TIPOS DE ONSEN

Estos son algunos de los tipos que existen, aunque ya veréis que no se excluyen necesariamente:

* Interior. La mayoría de los onsen se encuentran en instalaciones cerradas, ya sea en ciudad o en zona rural. La disposición y tamaño dependerá del establecimiento.

* Exterior. El baño se encuentra fuera de un edificio, en un jardín o patio, rodeado de un muro o valla. Nunca se verá la piscina desde fuera porque estará separado por sexo. Este tipo de onsen se da mucho en zonas montañosas como cerca del Monte Fuji (la zona de Hakone es de las más famosas) o en Hokkaido. Lo interesante es ir en invierno porque suele estar nevado y el contraste entre el frío de fuera y el calor del agua es inolvidable. En algunos hoteles de ciudad tienen el onsen en la terraza, en la última planta, con un efecto similar.

Makkari Onsen

* Públicos. Aunque antes he dicho que los onsen son públicos en el sentido de que no nos bañamos solos, en este caso se refiere a que lo gestiona la localidad o región y cualquier persona puede usarlo si paga la tarifa de entrada. Los hay de varias gamas pero no suelen ser muy caros y por unos 500¥ tienes acceso a un baño esencial. Los de mayor gama o fama tienen planes de varias tarifas con servicio de té y vestuarios privados.

* Privados. En este caso el propietario es una empresa, sobre todo hoteles, ryokan 旅館 (posadas tradicionales) y minshuku 民宿 (pensiones). Los huéspedes de estos alojamientos pueden usar los baños de manera gratuita dentro de un horario preciso. En algunas pensiones, el onsen es el único medio de lavarse porque no tienen duchas en las habitaciones. El tamaño dependerá del tipo y rango de establecimiento.

Shima Onsen Kashiwaya Ryokan

* Mixtos (混浴). Ambos sexos se bañan juntos, normalmente con bañador. Antiguamente era el caso pero por influencia occidental o te separan por sexo o vas cubierto. Son los menos ya que los japoneses prefieren ceñirse al ritual tradicional de lavado.

* Por sexo. Estará separado por sexo, con un cartel de HOMBRE 男 o MUJER 女 a la entrada (aprendeos esos caracteres también para los aseos, aunque con suerte estarán en inglés). Es lo más natural y lo preferirás cuando te veas completamente desnudo. Por nada del mundo te metas en el baño que no te corresponde. Solo podemos obviarlo para los niños: si una niña va con su padre no se verá mal, y viceversa.

Zooming Japan

!! Nota para familias o parejas: Algunas ryokan proponen baños privados en tu propia habitación, normalmente en un pequeño jardín adyacente; puedes bañarte cuando quieras y, sobre todo, no tienes que separarte de tu gente. Estas habitaciones son, evidentemente, mucho más caras y no están disponibles en todas las ryokan. Muchas también proponen horarios reservados en los que podemos disfrutar exclusivamente de un onsen durante un periodo de tiempo limitado. Normalmente, al hacer el check-in nos dirán los horarios que quedan disponibles y si necesitas pagar un suplemento. Suelen darte el cartel con el tiempo definido (21:00-21:30) y el baño al que ir (hombre o mujer). Cuando llega tu hora, cuelgas el cartel por fuera y disfutas de tu baño con tu gente durante 30, 40 o 50 minutos (depende del establecimiento y la temporada).

8815inbkk

REGLAS DE ONSEN

Ya sea exterior o interior, natural o artificial, en Japón hay unas reglas para poder disfrutar de un onsen sin molestar a los demás. Es importante seguirlas especialmente para no hacer un feo y acabar con una reprimenda en japonés que no entendemos, ¿verdad? La primera vez que vine a Japón me dio mucho miedo y solo usé el baño reservado con mi pareja, pero esta vez decidí echarle cara y disfrutar a tope de cada onsen que cayera a mi disposición. Os explico lo que he aprendido.

– no se permite la entrada a personas con tatuajes, aunque sean extranjeras. Si tu tatuaje es pequeño, quizás lo puedas ocultar con maquillaje. Algunos sitios son menos estrictos pero es mejor preguntar.

– no se permite la entrada a personas borrachas, por razones obvias.

– no se debe hablar muy fuerte ni gritar

– no se puede usar el móvil, ni la cámara de fotos

– no se deben meter los zapatos en la zona de baño ni de vestuario (a menos que esté en el exterior y en el camino te ensucies los pies, no es lo normal)

– no se permite la entrada de bebida o comida

– no se puede fumar en las instalaciones, ni siquiera en los baños exteriores

– no se puede saltar en la bañera, hay que entrar despacito

– no se puede nadar, no es la piscina municipal

– no lleves joyas que pueden estropearse con los minerales del agua

– no se puede meter absolutamente nada en el agua de la bañera, ni tu toalla, ni siquiera el pelo (mejor recogérselo en un moño, pero no muy alto), ni la cabeza

– no entres en el vestuario completamente mojado

– no entres en el baño vestido, solo puedes llevar una toalla de cara

– no se debe mirar a los demás por educación y sobre todo ¡no se puede tocar a nadie!

CÓMO BAÑARSE EN UN ONSEN

1 Si es un baño público, paga la tasa a la entrada. Si no, dirígete al baño desde tu habitación. (A veces hay una recepción, otras veces un panel numérico en la puerta, o directamente nada).

2 Si estás en un hotel o ryokan que facilita un yukata (albornoz o bata de algodón), póntelo para ir al baño. Si no, no pasa nada. Es simplemente más fácil porque tienes menos pertenencias.

Travel Hard Hannah

3 Quítate los zapatos y déjalos a la entrada. Normalmente hay un casillero o estantería justo al entrar. En los públicos puedes que tengas que usar un casillero de pago, así que prepara varias monedas de 100¥ contigo. A veces hay chanclas o zapatillas a disposición, si no, debes ir descalzo.

Leave London Behind

4 Ve al vestuario. En algunos sitios hay taquillas y te asignan una directamente o tu la eliges. En los baños públicos necesitarás algunas monedas (el precio varía pero son siempre múltiplos de 100¥). En los baños más tradicionales no hay taquillas sino cestos (de caña o plástico). Elige uno y coloca allí tus cosas. Algunos tienen además unos casilleros con llave para objetos de valor, la llave la tendrás que llevar contigo al baño.

Tanabe City Kumano Tourism

5 Lo más difícil: desnúdate. Quítate toda tu ropa y ponla en tu taquilla o cesta. Deja todas tus cosas ahí. Coge únicamente una toalla de cara (face towel la llaman), que es pequeñita. Si es un baño público y no sabes si prestan o alquilan las toallas, mejor llévatelas de casa. La toalla grande la dejas en el vestuario también. Si te da corte, usa la toalla para cubrirte un poco por delante.

6 Una vez en el baño, que está en otra sala, ve a una de las duchas para lavarte. Tradicionalmente hay unos taburetes y barreñitos. Siéntate en el taburete y échate el agua con el barreño. Hoy en día también hay mangos de duchas pero no los puedes usar cuando están puestos en su gancho (debes cogerlo con la mano). Enguaja el taburete al irte. En los baños públicos puede que tengas que llevar tu propio gel y champú. Si me quiero lavar el pelo, es aquí cuando lo hago, más fácil ya que lo enrollo en la toalla y lo dejo así durante el baño.

The Cutlery Chronicles

Si no dispone de duchas, usa los barreños para coger agua de la bañera y enguajarte, en cuclillas y no de pie. Empieza lavándote los pies y ve subiendo.

Naruko Onsen

7 La parte que estabas esperando: meterte en el onsen. Antes de nada, ten en cuenta que el agua está muy caliente (más de 40°). Lo ideal es usar tu barreño o el que esté en el borde del baño para echarte agua (empezando por los pies) y acostumbrarte a la temperatura. Si hay varios baños con agua de diferentes temperaturas, empieza por la de menor y ve subiendo progresivamente.

8 Puedes dejar tu toalla de cara en el borde del baño, pero es probable que se moje. La mayoría de la gente la dobla y la posa sobre su cabeza como un sombrero (de ahí que no recomiende hacerse el moño demasiado alto, ya que la toalla no cabe bien). Servirá para secarse el sudor de la cara durante el baño.

Zooming Japan

9 No te quedes dentro demasiado tiempo. El agua caliente es beneficial para la salud, pero abusar puede provocar que te marees. Tras unos cinco minutos, lo ideal es darse una ducha o baño de agua fría. Puedes salir del baño para respirar, sentarte en el borde… Pero sobre todo no te metas en el agua más arriba del pecho (el corazón) y no te levantes rápidamente.

10 Cuando decidas irte, puedes darte otra ducha. Aunque el objetivo es absorver los minerales del agua, mucha gente prefiere darse otra ducha o un simple aclarado antes de terminar su baño. A mí me gusta terminar con una ducha fría para activar la circulación sanguínea.

11 Usa tu toalla de mano para secarte antes de ir al vestuario. Ya sé que la toalla es ridícula y que probablemente esté mojada, pero no puedes ir chorreando por el pasillo.

Naruko Onsen

12 Sécate con tu toalla de baño en el vestuario y vístete. Algunos onsen tienen tocadores con tónicos y cremas que puedes echarte, y a veces hay dispensadores de agua o té. Bebe mucho para hidratarte y compensar el líquido que has bebido. Y no olvides recoger tus pertenencias antes de marcharte.

Aunque parece complicado porque hay muchas “reglas”, en el fondo es bastante sencillo. Simplemente no metas nada en el agua, lávate antes y sécate después, y disfruta del agua si no te encuentras mal. Si no sabes cómo hacerlo, copia a los demás (pero mira discretamente) y no dudes en preguntar, aunque sea con signos. Y si hacéis como nosotros, que no vamos a zonas muy turísticas de onsen y usáis los de los alojamientos donde os hospedáis, la mayoría de las veces no habrá mucha gente. De hecho solo me he bañado acompañada en tres ocasiones, las otras veces no había nadie o nos cruzamos al entrar. Así que os recomiendo perder la vergüenza y probar un baño termal japonés como manda la tradición 😉

3 comentarios en “Consejos para bañarse en un onsen (baño termal japonés)”

  1. ¡Pues la verdad es que sí que me animaría a probarlo! al final, el rato de vergüenza del desnudo es hasta que veas que al resto les pasa lo mismo 😛 Me resulta curioso lo de los tatuajes. ¿A cuántos € está el yen?

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s